Juan Ruiz
Presidente
jruiz@adelfia.net
 

P. David Smith
Asesor Espiritual
frsmith@vidahumana.org

 

Gail Terrana
Vise Presidente
gater77@verizon.net


Maribel Gómez
Secretaria
jgomez01@earthlink.net

James Wells
Tesorero
Jameswells01@cox.net

 

 

15 de Febrero de 2006                                                                                   1feb06spa

 

P. David Smith

 

Queridos amigos,

 

¡Que la paz y el amor de Nuestro Señor siempre estén con ustedes!

 

Reciban un caluroso saludo, en esta primera carta, y la noticia de que el pasado 28 de Enero del año 2006, en la Parroquia de All Souls en Alhambra, California, se celebró el cambio de sede de la Oficina del OMCC de Brasil a Los Estados Unidos.

 

En esta misma ceremonia, el Excmo. Sr. Obispo James Tamayo y Arnold Parungao - Asesor Espiritual y Presidente del Secretariado Nacional de Estados Unidos, instaló el nuevo Comité Ejecutivo que coordinara el OMCC para los siguientes cuatro años. 

 

Este comité Ejecutivo está formado por:

Juan Ruiz, Los Ángeles California             -Presidente

P. David Smith, Miami Florida                  -Asesor Espiritual

Gail Terrana, Búffalo New York               -Vise Presidente

James Wells, Wichita Kansas                   -Tesorero

Maribel Gómez, Los Ángeles California    -Secretaria

 

Estamos sumamente agradecidos por toda la entrega y labor realizada por nuestros amigos del Comité Ejecutivo saliente de Brasil.  En el pasado Encuentro Mundial de Sao Paulo, Brasil, establecieron la plataforma de unidad sobre la cual necesitamos seguir construyendo.

 

Para los Estados Unidos y la Arquidiócesis de Los Ángeles, es un privilegio y un gran honor, recibir la Oficina del Organismo Mundial de Cursillo de Cristiandad, el OMCC, y la oportunidad de coordinar este Organismo Mundial.

 

Tenemos el pleno conocimiento de que este privilegio y honor conlleva la responsabilidad de coordinar, durante los próximos cuatro años, los cuatro Grupos Internacionales que forman el OMCC; El GET (Grupo de trabajo Europeo – actualmente en España), El APG (Grupo de trabajo Asia y el Pacifico – actualmente en Taiwán), El GLCC (Grupo de trabajo Latinoamericano – actualmente en Colombia) y El NACG (Grupo de trabajo de América del Norte y el Caribe – actualmente en Canadá).
 

Esta coordinación implica, velar por la fidelidad al Estatuto del OMCC y a la autenticidad de ese Carisma Fundacional que El Espíritu Santo regaló a su Iglesia,  a través de la persona de Eduardo Bonnín y aquellos jóvenes de la Acción Católica que le acompañaron como Ferragut, Font, Rullán, Moncada y Riutort, y que con la ayuda y dirección espiritual de sacerdotes como el Obispo Hervás, Juan Juliá, Juan Capó, Sebastián Gayá, Cesáreo Gil y muchos otros más, se ha propagado por los cinco continentes del mundo.

 

Esta coordinación también implica, mantener comunicación y unidad entre todos los cursillistas del mundo, iniciar y promover el Movimiento de Cursillos, asistir a cualquier Grupo Internacional, Nacional o Diocesano y tratar de implementar, los acuerdos del OMCC y de los pasados Encuentros Mundiales.

 

Entre estos acuerdos está el  finalizar la tarea del Estatuto del OMCC, reconocido oficialmente por la Santa Sede en Roma, que se inició en el año 2001, por la entonces Sede del OMCC en Alemania, y se continuó por la Sede del OMCC en Brasil, bajo cuyo mandato, se aprobó por el Consejo Pontifico para los Laicos (CPL)  en estado de experimento (ad experimentum)  por cinco años, y que ahora, a nosotros nos toca ponerlo en práctica, revisar y hacer los cambios necesarios, para que dentro de 3 años, quede en un estado permanente.

 

Otro acuerdo del pasado Encuentro Mundial que nos toca ejercer, es la comisión de dos (2) comités, con miembros de diferentes partes del mundo; el primero para revisar y actualizar el Libro de Ideas Fundamentales, y el segundo para analizar y recomendar una forma más efectiva, para mejorar la situación financiera de la oficina del OMCC.

 

Finalmente y con la misma importancia, esta coordinación también implica continuar con el acuerdo que tuvo el anterior Comité Ejecutivo del OMCC, en el otoño de 2003, con Eduardo Bonnín y el Secretariado de Mallorca, de profundizar en el Carisma Fundacional y mantener con ellos un continuo contacto y comunicación.

 

Éstos son algunos de los servicios que implica, la responsabilidad de coordinar el Organismo Mundial de Cursillos de Cristiandad. 

 

Es una responsabilidad muy importante y difícil, pero no imposible, cuando se cuenta con las oraciones y apoyo de una buena familia, una buena Reunión de Grupo y un Comité Ejecutivo, como el que el Secretariado Nacional nos ha otorgado.

 

Tampoco puede ser imposible, cuando se cuenta con el apoyo y oraciones de un sin-número de personas, a nivel mundial, que han entendido el Carisma Fundacional y están dispuestos a responder a ese llamado de; “Cristo Cuenta Contigo”

 

Con esta clase de apoyo y de la mano de Nuestro Señor, ¿cómo puede ser imposible?

 

En nombre de todo el Comité Ejecutivo, nos ponemos a su servicio y les rogamos que nos mantengan en sus oraciones para que podamos discernir la voluntad de Nuestro Padre y en todo momento seamos dignos instrumentos en sus manos.

 

Y como dirigentes del Movimiento de Cursillos de Cristiandad, los invitamos a que nos unamos en oración y profundicemos en ese Carisma Fundacional que tanto amor, amistad y felicidad ha traído a tantos hermanos de todas partes del mundo.

 

De colores,

Juan Ruiz

Presidente del OMCC                                          

 

 

Una nota de nuestro Consejero Espiritual…

 

El Papa Benedicto XVI, en su primer encíclica, “Deus Caritas Est” (Dios es Amor), afirma en su introducción que “ser Cristiano no es el resultado de una decisión ética o por una idea elevada, pero por el encuentro con una Persona quien le da a la vida un nuevo horizonte.” Eduardo Bonnín dice algo semejante; como consecuencia de encuentros con uno mismo, con Cristo y los demás, llegamos a ver las circunstancias cotidianas por un nuevo lente, con “ojos nuevos.”

 

Cursillo nos da otra punta de vista por la cual vemos la realidad. Llegamos a ver con los “ojos” de Dios y somos entonces alegres, optimistas y seguros. Evitamos el desaliento como lo hizo el autor del Psalmo 27- “Aunque un ejercito se oponga en contra de mi, mi corazón no tendrá miedo; aunque se abra una guerra en contra de mi, tendré confianza.” Fue la enseñanza que aprendí en el rollo “Gracia Actual” cuando viví mi fin de semana (como seglar) en 1976, y la cual me sigue guiando ahora como sacerdote.

 

Aunque el título original era (y sigue siendo) “Gracia Actual”, la fe, en verdad es un componente. La fe me da la capacidad de “ver mas allá” como nos dice el autor de la carta a los Hebreos-“La fe es la segura confianza con respeto a los que esperamos y la convicción sobre las cosas que no vemos.” (Heb 11:1). San Pablo nos dice que “caminamos por fe, no con la vista” (IICor. 5:7). En un sentido la fe le pertenece al rollo de “Gracia Actual.” Con la “visión de fe” vemos cada situación y en verdad cada momento, como una gracia actual que nos llama a la obediencia. A través de esta obediencia, crecemos continuamente en unión con Dios.

 

Crecimiento en nuestra “visión de fe” nos dirige a un descubrimiento progresivo de un nuevo potencial en nosotros y en los demás. A través de este punto de vista de “visión de fe”, la persona, fundada en libertad, tiene fortaleza para vivir, y vivir juntos, en la normalidad de su vida. Esta nueva perspectiva nos impide tratar de acomodar personas en proyectos apostólicos pre-programados de los que se aferran las personas, con miedo de muerte, haciéndolos “sus” ministerios. (Eduardo les llama “los de siempre”.) Así que, personas vistas por el lente de la gracia de Dios son estimulados a ser quienes son y “florecer ahí donde fueron plantados.” De esta manera, nadie es extraño, sino que amigo quien aun no hemos conocido. Nuestra manera de ver a los demás es purificada - Sta. Teresa de Ávila dice que ella veía a los que amaba a través de los ojos de Dios y de esa manera era liberada de los muchos enredos del amor.

 

Para resumir, Padre George Aschenbrenner S.J. observa que “cuando estiramos nuestra identidad mas allá que nuestros intereses egoístas para incorporarnos dentro del amor fiel de Dios… esto revela una visión completamente nueva donde el mundo es de Dios y redimido por Cristo,” es decir, ver cada momento y cada situación como una comunicación de la gracia de Dios hacia nosotros. Por lo tanto, “vivimos y nos movemos y tenemos nuestro ser” en gracia actual. San Pablo, santo patrón de nuestro Movimiento, al meditar sobre su encuentro con el Señor Resucitado (Hechos 9:17) se dio cuenta que las “escamas” se le habían caído de los ojos. Que seamos imitadores de su ejemplo de “visión de fe,” viendo lo que siempre hemos visto, como si fuera la primera vez.

 

En el resplandor de la gracia de Dios

¡De Colores!

Padre David Smith

 

 

All Souls Church D Attn: OMCC
29 S. Electric Ave
D Alhambra, CA 91801 D USA
Tel: (626) 281-0466
D Fax: (562) 943-2254
www.orgmcc.org