Juan Ruiz
Presidente
jruiz@adelfia.net
 

P. David Smith
Asesor Espiritual
frsmith@vidahumana.org

 

Gail Terrana
Vise Presidente
gater77@verizon.net


Maribel Gómez
Secretaria
jgomez01@earthlink.net

James Wells
Tesorero
Jameswells01@cox.net

 

 

1 de Mayo de 2006                                                                                         01may06spa

 

Queridos amigos,

 

¡Que la paz y el amor de Nuestro Señor estén siempre con ustedes!

 

A fines del mes de mayo, nuestro Comité Ejecutivo participará en el Segundo Encuentro Mundial de Movimientos Eclesiales y Nuevas Comunidades, organizado por el Consejo Pontificio para los Laicos (CPL) en el Vaticano, que culminará con la celebración de la Vigilia de Pentecostés con Su Santidad el Papa Benedicto XVI. Por consiguiente, pensamos incluir información acerca del Consejo Pontificio para los Laicos en este envío para ayudarnos a todos entender el significado para nuestro Movimiento de Cursillos como miembro de este Consejo.

 

El Consejo Pontificio para los Laicos (CPL) fue creado en 1967 para implementar las enseñanzas y directivas del Vaticano II. En 1976 fue hecho un dicasterio permanente de la Curia Romana. Su naturaleza es un conocimiento progresivo de la dignidad y participación responsable de los fieles laicos en el misterio de la comunión misionera de la Iglesia. Su finalidad consiste en promover la relación entre si del apostolado del laico con la Jerarquía.

 

Tiene un doble propósito con el fin de estar particularmente atentos a las necesidades de los laicos, como persona, en sus familias, en sus movimientos y, a la vez, evaluar estas experiencias a la luz de la Revelación y el Magisterio de la Iglesia, a través de la reflexión y del dialogo.

 

Está compuesto de un secretariado de Obispos y laicos elegidos de entre tres áreas:

 

1)      Movimientos internacionales

2)      Ministerio de jóvenes y

3)      Vocación y misión de mujeres en la Iglesia y la sociedad.

 

Con respecto a las Asociaciones Eclesiales y Movimientos, el Consejo Pontificio declara: “Como respuesta a las enseñanzas y suplicas del Santo Padre el Consejo Pontificio—a la vez que respeta la libertad de asociarse de los fieles—anima los diversos grupos laicos y aprecia sus carismas y métodos de formación, reconociendo la riqueza que su presencia puede traer a la comunión y participación en la vida y misión de la Iglesia”.

 

El Consejo Pontificio para los Laicos fue llamado a participar activamente en el Sínodo de Obispos veinte años después de la clausura del Concilio Vaticano II. Su resultado fue la Exhortación Apostólica «Christifideles Laici» en 1988 la cual es usada como la referencia principal relativa a la vocación de personas laicas y su comunión y participación en la vida y misión de la Iglesia. 

 

Una de las reuniones más importantes del Consejo Pontificio ocurre durante sus reuniones mundiales, cuando representantes de asociaciones internacionales y movimientos eclesiales son invitados a participar. Durante estas reuniones hay una serie de talleres en los cuales se estudian preguntas, que de acuerdo al magisterio del papa son de interés particular, a través del dialogo y reflexión, para crear un conocimiento de los problemas que surgen en las vidas de personas laicas cristianas. También ayuda en hacer conocer las actividades del Consejo en la iglesia local y en los movimientos internacionales laicos y asociaciones.

 

Nuestro Comité del OMCC tendrá el privilegio de asistir a una de estas reuniones a finales de mayo. Manténganos en sus oraciones durante nuestra reunión del 31 de mayo hasta el 3 de junio.

 

Les animamos a que participen en el Ramillete Espiritual ofrecido por nuestro Santo Padre. Si todavía no has participando, por favor procura entregar la promesa de oración antes del 15 de Mayo para que llegue a tiempo y pueda incluirse antes de irnos a Roma.    

 

Información Mundial

 

1.            Del 4 al 7 de Mayo, Juan Ruiz asistirá a un Cursillo de Cursillos en San Salvador, El Salvador.

 

2.            Del 30 de Mayo al 4 de Junio, todo el Comité Ejecutivo, con la excepción del Tesorero James Wells, asistirá al Segundo Encuentro Mundial de Movimientos Eclesiales y Nuevas Comunidades en el Vaticano que finalizara con la celebración de la Vigilia de Pentecostés con Su Santidad Benedicto XVI. 

 

3.            Por favor recuerden mandar sus oraciones para el Ramillete Espiritual que será presentado a Su Santidad Benedicto XVI, a Maribel Gomez (Maribel2568@sbcglobal.net).

 

4.            Del 4 al 10 de Junio, el mismo Comité Ejecutivo viajará a Mallorca para continuar con el acuerdo al que llegó el anterior Comité Ejecutivo del OMCC, en el otoño de 2003, con Eduardo Bonnín y el Secretariado de Mallorca, de «Profundizar en el Carisma Fundacional y mantener con ellos un continuo contacto y comunicación».

 

De colores,

Juan Ruiz

Presidente del OMCC

 

 

 

 

UNA NOTA DE NUESTRO CONSEJERO ESPIRITUAL…

 

El Papa Benedicto XVI convocó el Segundo Encuentro Mundial de Movimientos Eclesiásticos y Nuevas Comunidades y estará participando en los talleres para los cuales se están preparando el Comité Ejecutivo junto con representantes de otros movimientos apostólicos. De manera que el Consejo «anima los varios grupos laicos y aprecia sus carismas y métodos de formación, reconociendo la riqueza que su presencia puede traer a la comunión y participación en la vida y misión de la Iglesia», la pregunta que viene a la mente es: ¿Cuál es la contribución particular del Cursillo a la misión de la Iglesia?

 

Podemos percibir esto con mas claridad a la luz de la encíclica del Papa Benedicto «Deus Caritas Est» («Dios es Amor»), publicado durante la semana de la entrega de la sede del OMCC de Brasil a Estados Unidos. La proclamación fundamental del Cursillo es la PERSONA de Jesucristo, la encarnación del amor de Dios, quien nos llama en comunión con este Dios quien nos ama a cada uno y quien nos obsequia la dignidad de ser-persona. En su introducción, la encíclica ANUNCIA «Hemos llegado a creer en el amor que Dios nos tiene... Ser cristiano no es una selección ética ni una idea elevada sino el encuentro con una persona que le da a la vida un nuevo horizonte y una dirección decisiva». Cursillos nos dice que veremos lo que siempre hemos visto, pero de manera nueva—con la luz de Cristo.

 

Cursillo nos llama, a través de un encuentro personal, con Cristo, y con los demás, a la intimidad de la amistad con cada uno. En el párrafo 18, el Santo Padre refuerza esto: «A base de un encuentro íntimo con Dios... Aprendo a ver la otra persona, ya no con mis ojos ni con mis sentimientos, sino desde la perspectiva de Jesucristo. Su amigo es mi amigo». Continua: «Viendo con los ojos de Cristo, le puedo dar a los demás mucho más que sus necesidades exteriores. Les puedo dar una mirada de amor que tanto anhelan». Esta «mirada de amor», el amor de Dios que es proclamada con tanta elocuencia en el Cursillo es la invitación a la amistad.

 

Esta participación en amor Trinitario tiene que ser expresado en Acción, acción que construye el Reino de Dios a través de la unidad que resulta de la amistad que se logra a través del triple encuentro. La encíclica acierta que «la obligación de trabajar para una sociedad justa... es propio de los fieles laicos... La misión de los fieles laicos es de configurar la vida social correctamente... La caridad debe dar vida a la vida entera del fiel laico, y por lo tanto, también a su actividad política, vivida como ‘caridad social’» (Catecismo #1939).

 

Cursillos promueve el valor de la persona así como lo hace la encíclica «Deus Caritas Est»: «Estamos tratando con seres humanos, y seres humanos siempre necesitan algo mas que el cuidado técnico apropiado. Necesitan preocupación sincera... permitiendo que experimenten la riqueza de su humanidad... El programa del cristiano es un ‘corazón que ve.’ Este corazón que ve donde falta el amor y actúa de acuerdo.» Esto da el más alto reconocimiento a la persona -el reconocimiento de su libertad-, la libertad de «ver donde falta el amor y actuar de acuerdo».

 

La literatura de Cursillos dice que el encuentro de la libertad de la persona con la gracia de Dios, encarnado en Jesucristo, es lo que constituye el seglar. Esto se proclama en los primeros tres rollos del Cursillo y se presenta como un valor universal por esta encíclica que motiva toda la Iglesia que viva la misión diakonia -el servicio al mundo al animar el Reino de Dios-- más profundamente. Que regalo tan precioso hemos recibido del Papa Benedicto al prepararnos para compartir estos días especiales con él y con representantes de varios movimientos apostólicos quienes sus carismas particulares contribuyen tan espléndidamente a la «comunión y misión de la Iglesia».

 

En Cristo, nuestro Amigo,

 

¡De Colores!

Padre David Smith

 

 

 

 

All Souls Church D Attn: OMCC
29 S. Electric Ave
D Alhambra, CA 91801 D USA
Tel: (626) 281-0466
D Fax: (562) 943-2254
www.orgmcc.org